Aplicaciones humanitarias y compasivas (H&C)

Si es usted un inmigrante canadiense que corre el riesgo de ser deportado a su país de origen, no está perdida toda esperanza. En La solicitud humanitaria y compasiva del IRCC puede ayudarle a obtener la residencia permanente en Canadá si puede demostrar que existe un peligro potencial o dificultades que afrontar en caso de ser deportado.

Sin embargo, es importante entender los procesos y requisitos que implica la solicitud de H&C para mejorar sus posibilidades de obtener una respuesta positiva del funcionario de H&C. En este artículo aprenderá qué son las solicitudes por razones humanitarias y de compasión, los criterios de admisibilidad para las solicitudes H&C y cómo hacer frente a una posible denegación de la solicitud.

Cómo puede ayudar Titan Law

Como inmigrante canadiense, puede acogerse a la disposición H&C si dispone de pruebas pertinentes que justifiquen su solicitud de inmigración por motivos humanitarios. Sin embargo, el programa H&C es discrecional: no hay garantía de que se apruebe su solicitud. Por lo tanto, necesita la información correcta y la orientación adecuada durante todo el proceso de solicitud para aumentar sus posibilidades de éxito.
Nuestro equipo de abogados experimentados en Titan Law se compromete a proporcionarle orientación y apoyo expertos para ayudarle a navegar por las complejidades de su solicitud de H&C. Reserve hoy mismo una consulta gratuita con nosotros para disfrutar de una experiencia sin complicaciones.

Preguntas frecuentes

Cualquier prueba en forma de foto, documento, registro o informe que demuestre que su solicitud es válida. Además, necesita una prueba de identidad y de residencia en Canadá.

Aporte pruebas convincentes que justifiquen su solicitud. Sea claro y conciso al presentar su caso y considere también la posibilidad de obtener ayuda de un abogado de inmigración titulado.

Puede optar a la consideración de H&C si no es ciudadano o residente permanente en Canadá y cree que puede quedar exento por motivos compasivos, como una afección médica grave que no pueda tratarse adecuadamente en su país de origen, peligro de tortura y violación de los derechos humanos, vínculos con la comunidad canadiense e interés superior de su hijo.

18 – 36 meses o incluso más, según el caso. Tenga en cuenta que durante este periodo puede solicitarse una entrevista o documentación adicional.